En los últimos meses, el flujo de noticias y alerta general en torno a la expansión del Coronavirus, no ha pasado desapercibida para los cibercriminales que han hecho de este tema su predilección. Un informe realizado por Bitdefender, muestra cómo los ciberdelincuentes están aprovechando la crisis del Coronavirus para comprometer los datos y la seguridad de las personas. Tanto, que durante el mes de marzo las ciberamenazas relacionadas con esta crisis se multiplicaron por cinco y en abril el crecimiento es aún mayor.

Los días en los que más ciberamenazas relacionadas con el Coronavirus se detectaron fueron el 18 y 19 de marzo, con 14.350 y 10.516 amenazas reportadas, respectivamente. A partir de entonces las amenazas reportadas se han mantenido constantes, aunque en un nivel diario un poco menor.

Durante el mes de marzo la actividad maliciosa se desarrolló, sobre todo, en los países más afectados por la pandemia, especialmente Europa y costa este de Estados Unidos. En abril se extendió también a todo el territorio de Estados Unidos y a Sudáfrica, lo que, según Bitdefender, demuestra que los ciberdelincuentes tratan de aprovechar el nivel de preocupación e interés de las personas por esta pandemia de acuerdo a la evolución de la misma para dirigir sus ataques y maximizar sus resultados.

En el caso de España, durante marzo fue el cuarto país más atacado del mundo por amenazas relacionadas con el Coronavirus, por detrás de Estados Unidos, Italia y Reino Unido. En abril desciende al sexto puesto, al ser superada por Sudáfrica y Canadá.

En cuanto a los sectores más afectados por estos ataques relacionados con el COVID-19, destacan los de Retail, Transporte e Industria. El informe de Bitdefender también señala que, aunque no llegan al nivel de los sectores mencionados, los ataques dirigidos a organizaciones del sector Sanitario han crecido mucho proporcionalmente. Durante el mes de abril destaca un incremento de los ataques dirigidos a Administración Pública y entidades del sector Financiero.

Los expertos de Bitdefender han detectado también que los ciberdelincuentes utilizan la imagen de organizaciones como la OMS, la OTAN o UNICEF para hacer más creíbles sus mensajes.

Todo apunta a que las ciberamenzas relacionadas con el COVID-19 van a mantenerse en el tiempo. Los correos electrónicos de spearphishing (dirigidos a una persona concreta), las URL fraudulentas y las aplicaciones maliciosas son los principales tipos de amenazas utilizados por los ciberdelincuentes, que seguirán tratando de aprovecharse del miedo y de la desinformación para engañar a las víctimas y conseguir sus datos privados o financieros.

En este sentido, al igual que en la vida cotidiana se llevan a cabo prácticas de distanciamiento social y de higiene con el fin de proteger la salud y detener el virus, en el mundo digital se recomienda seguir unas pautas con las proteger nuestros datos a dispositivos de este tipo de ataques: desconfiar de cualquier mensaje que llegue a nuestros dispositivos con información aparentemente importante relacionada con el coronavirus; comprobar la autenticidad de la fuente; instalar soluciones de seguridad en nuestros dispositivos y no abrir nunca archivos adjuntos o pinchar en links que conducen a sitios desconocidos.

About Author

Desiree Rodriguez

Responsable de Globb Security France y España. Periodista, Comunicadora Audiovisual y editora. Antes de unirse a GlobbTV, desarrolló la mayor parte de su carrera profesional en el grupo editorial de Madiva. Twitter: @Drodriguezleal.

Deja un comentario