“FIC2018”

Está claro que no es fácil mantener a un niño distraído y tranquilo. La televisión ofrece una manera más sencilla de mantener a los niños ocupados y aprovechar para hacer otras tareas pero hoy en día, con el aumento de la popularidad de las tabletas y los smartphones, hay muchas aplicaciones dirigidas a los niños.

Por desgracia, dejar estos dispositivos en manos de un niño puede ser peligroso. Si nos descuidamos un pequeño puede, en nuestra ausencia salirse del juego o, incluso, realizar compras en la tienda. Si quieres impedir que tu hijo descargue aplicaciones inapropiadas o realice compras dentro de la tienda oficial, la firma de seguridad Panda Security ha recopilado algunos consejos para asegurarte de que tus hijos no tendrán acceso a contenido que no es adecuado para ellos.

ninos-internet

Usuario iOS

  1. Activar las restricciones

Esto puede parecer obvio, pero mucha gente no sabe que la configuración del dispositivo iOS te permite restringir cierta actividad. Todo lo que necesitas hacer es entrar en los ajustes y hacer clic en la pestaña en la parte marcada “General” para que se activen. Una vez activado, se selecciona una contraseña especial que hará que sea imposible para desactivar las restricciones a menos que se introduzca la contraseña.

Desde allí, puedes ir por la lista de aplicaciones y elegir cuáles quieres poner restricciones al seleccionar el botón al lado de las aplicaciones. Un paso más sería eliminar el método de pago elegido desde tu cuenta de Apple.

  1. Contraseñas para realizar compras

Si no quieres prohibir las compras por completo, puedes poner una limitación que requiere una contraseña cada vez que haces una compra en la App Store o iTunes Store de forma que solo se podrá comprar conociendo esa contraseña.

  1. Monitorizar las cuentas de los adolescentes

Si tienes un hijo con más de 13 años y que tiene su propia cuenta de Apple, asegúrate de que sólo se les permite realizar compras con tarjetas de regalo. Si todavía no confías en este método, se puede activar la función “Pedir a Comprar” si estás utilizando En Familia.

Usuario Android

 

  1. Fíjate en los procesos de verificación

Google Play dispone de un proceso de autenticación con diferentes opciones diferentes. En primer lugar, cualquier aplicación que está dirigido a niños de 12 años o menos requiere automáticamente autorización para compras dentro de la app. Sin embargo, para otras aplicaciones se puede descargar libremente a menos que configures la autorización para cada compra o para las compras realizadas cada 30 minutos. Te recomendamos elegir la primera, que se puede acceder a través del área de Control de Usuario.

  1. Usar las mismas restricciones en todos los dispositivos

Las configuraciones de autenticación sólo se aplican al dispositivo en el que se agregan. Si utilizas tu cuenta de Google en más de un dispositivo, tendrás que repetir las instrucciones mencionadas arriba en cada dispositivo.

Como puedes ver, solo son necesarios 10 minutos para echar un vistazo a la configuración y evitar sorpresas desagradables o cargos inesperados. Si te estás preguntando qué otra manera de proteger a tus hijos cuando están usando Internet, aquí tienes algunos consejos adicionales que les permitan navegar por la red de forma segura.

About Author

Desiree Rodriguez

Responsable Globb Security España y Francia @Drodriguezleal

Deja un comentario